Marca
Tensión
Profundidad de corte en madera

Serrar... ¡con electricidad es simplemente mejor!



Nada en contra de la sierra de mano, pero las herramientas eléctricas con equipamiento y rendimiento profesionales están muy por delante de las clásicas manuales. Especialmente si elige productos de marca que establecen estándares para la industria y el taller.



¿Cuáles son las ventajas de las sierras eléctricas frente a las sierras manuales?



No se necesita una regla o un cronómetro para apreciar las ventajas de nuestras herramientas eléctricas a la hora de trabajar la madera y los metales blandos: las sierras de accionamiento eléctrico trabajan rápido, con precisión y prácticamente sin esfuerzo.



Esto no solo ahorra un valioso tiempo de trabajo y reduce el material desperdiciado, sino que también reduce la necesidad de correcciones. Especialmente en lugares de difícil acceso o en las áreas de mecanizado más pequeñas, no hay prácticamente ninguna alternativa a una sierra eléctrica.



Gracias a la aspiración de polvo integrada, trabajará además de forma mucho más limpia que con cualquier herramienta manual. ¿La única desventaja en comparación con las herramientas de corte clásicas? Necesita una toma de corriente para liberar su energía.



¿Qué tipos de sierras hay y para qué se usan?



Cualquier taller bien equipado tiene al menos una sierra circular de mano. La hoja de sierra se abre camino a través de tablas gruesas, no tiene problemas con el metal y ciertamente tampoco con el plástico. Cuando se trata de cortes rectos en trabajos de reformas o construcción, no es fácil competir con esta sierra.



La sierra de calar es adecuada tanto para el recorte como para el corte fino, pero es muy popular como ''herramienta de modelado'' en la fabricación de modelos y muebles. Con el más alto nivel de ergonomía y una hoja de sierra muy fina, se pueden crear líneas de corte con curvas muy cerradas.



La sierra de sable se considera el ''modelo de demolición'' ideal y es tan popular en la obra como para el cuidado de las zonas verdes. Con la sierra de sable y la experiencia adecuada, se puede conseguir exactamente el punto medio entre recorte y corte de precisión, y se puede empezar en casi cualquier posición de trabajo.



¿Qué hay que tener en cuenta al seleccionar sierras?



La mejor sierra es tan buena como su hoja de sierra. En general, la sierra se elige siempre según los cortes que se quieran hacer con ella: ¿rápido y recto o curvo e individual? La posible profundidad de corte en diferentes materiales es tan importante como la velocidad de giro.



Con nosotros no tiene que preocuparse por factores profesionales como el arranque suave, los acabados robustos o el cambio de cuchilla sin necesidad de herramientas. Porque solo las máquinas que se han sometido a pruebas prácticas intensivas en muchos sectores tienen un lugar en nuestra gama de productos.